Ciudadanos se queda solo en su moción de censura contra PAS

Ciudadanos se ha quedado solo para poder cumplir la palabra dada ayer por Miguel Sánchez, el líder regional de la formación naranja, cuando afirmó que su partido presentará el lunes una moción de censura al presidente de la Comunidad, Pedro Antonio Sánchez, con la única intención de convocar nuevas elecciones. Los cuatro diputados que componen el grupo parlamentario no son suficientes para firmar la iniciativa, ya que necesitan, al menos, la rúbrica de otros tres para conseguir las siete que se precisan en la Asamblea de Murcia, compuesta por 45 escaños. Ni los diputados socialistas ni los de Podemos cederán los necesarios para que Cs lleve la delantera.

El secretario general de los socialistas murcianos ya adelantó ayer que ninguno de sus diputados apoyará la iniciativa de la formación de Albert Rivera. Rafael González Tovar está dispuesto a continuar con su hoja de ruta, e incluso ha llegado a manifestar que la noticia dada por Cs es una nueva estrategia para evitar la caída del presidente

De ahí que algunas fuentes socialistas no den crédito a la propuesta de la formación naranja, e inciden en que solo es un «farol» para frenar la de Tovar tras la presentación de un documento con 25 puntos en los que se incluyen propuestas de los programas electorales de las tres formaciones.

Los más críticos con el secretario general aseguran que ha hecho demasiadas concesiones y le acusan de no haber presentado la moción de censura tras la reunión del Comité Regional en el que se le dio luz verde a la misma. Ahora, aseguran, ya ha vuelto a perder el efecto sorpresa que ha dejado, de nuevo, en manos de Miguel Sánchez.

Estos mismos también hacen referencia a la pasividad de la Gestora del PSOE que no ha marcado los tiempos a seguir en Murcia, especialmente por las críticas que en muchos sectores ha generado la estrategia de González Tovar quien no ha hecho público el nombre de la persona que encabezaría la moción, aunque la mayoría da por seguro que quiere ser él mismo el sustituto de Pedro Antonio Sánchez.

También la formación naranja deberá presentar un candidato alternativo. Miguel Sánchez afirmó estar dispuesto a serlo, aunque eso lo convertiría en el presidente más efímero en la historia de la Comunidad autónoma, dado que, según dejó claro ayer, solo tomará posesión para convocar nuevas elecciones.

Según los sondeos publicados por LA RAZÓN, en el caso de nuevas elecciones, el arco parlamentario en Murcia sería similar en cuanto al reparto de escaños, ya que el Partido Popular volvería a ser el más votado en la Región, con Pedro Antonio Sánchez como líder.

Algunos, incluso, en las filas populares, consideran este dato como el hilo conductor de la nueva estrategia diseñada desde Madrid por la formación naranja. Una forma de ganar días con el fin de que el TSJ de Murcia tenga tiempo para pronunciarse sobre la imputación o no del presidente en el caso «Auditorio».

Source: Comunitat Valenciana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *