Educación impermeabilizará los barracones en vez de eliminarlos

Las intensas lluvias recogidas durante el pasado domingo y la madrugada de ayer, obligaron a la Conselleria de Educación a cerrar las aulas de los centros de infantil y primaria número 5 de Aldaia y el CEIP 103 de Valencia. Además, se suspendieron también las clases de infantil de los colegios María Yocasta y Maestro Tarazona de Puerto de Sagunto, aunque se espera que todos reabran hoy.

Uno de estos colegios, el CEIP 103, apenas seis días antes ya tuvo que suspender su actividad lectiva a consecuencia de la inundación de los barracones que alojan a sus alumnos. La solución propuesta desde Conselleria fue la realización de obras, de aquí al nueve de enero, de mejora de la cubierta de las aulas prefabricadas actuales.

Padres y madres de alumnos de este centro, quienes tuvieron que ir a primera hora de la mañana a recoger a sus hijos después de haberlos dejado minutos antes en el colegio, se dirigieron a la sede de la Conselleria de Educación para reclamar personalmente una solución inmediata a una situación que se dilata ya casi una década.

Allí, se reunieron con representantes de la Conselleria que les aseguraron que esa misma tarde emitirían un informe que sentenciase si el centro estaría listo o no para ser abierto hoy, y se comprometieron a terminar las obras prometidas «lo antes posible».

Mientras se desarrollaba el encuentro, un grupo de unos veinte niños, alumnos del centro, que se desplazó hasta la Conselleria acompañando a sus padres, recibieron una peculiar clase improvisada en los mismos pasillos de las instalaciones. Una de las madres actuó como docente, quien hizo repetir a alumnos varias oraciones, a modo de lección de gramática, como «queremos un colegio ya», «queremos ser como todos los niños que estudian en Valencia» o «queremos un colegio digno».

Lejos de acabar con los quebraderos de cabeza causados por los barracones, Educación comenzará en breve las obras en dicho colegio, rehabilitando primero las aulas prefabricadas de infantil, lo que supondrá el realojo de los alumnos que normalmente las utilizan en clases de primaria o en las de música. Acabadas estas, comenzarán con las obras en primaria, en el periodo vacacional por Navidad, con el objetivo de finalizar la impermeabilización de dichas aulas antes de la vuelta a las clases en enero.

Source: Comunitat Valenciana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *