El Estado Islámico amenaza a Barcelona por tercera vez en un mes

La estrategia de utilizar el ciberespecio para atacar a los “cruzados”, según se ha publicado hoy mismo en esta web, ha llevado al Estado Islámico a lanzar, a través de su franquicia Fundación Al Muntasir, una nueva amenaza contra Barcelona, en la que vuelve a utilizar la imagen de la Sagrada Familia, según diversas cuentas de Twitter.

Según informó LA RAZÓN en esta misma web el pasado día 21, en sólo 15 días la Ciudad Condal había sido citada en amenazas provenientes de Daesh. Ésta es, por lo tanto, la tercera en un corto espacio de tiempo, poco más de un mes.

De hecho, los Mossos D’ Esquadra difundieron un aviso a la población para que no informaran a través de las redes sociales de dónde estaban colocados los controles de seguridad establecidos para, entre otras cosas, detectar la posible presencia de terroristas.

Estas amenazas se enmarcan dentro de la guerra psicológica de los yihadistas contra occidente. Barcelona, pese a la matanza que causaron en agosto de 2017, es un asunto que Daesh lo tiene “clavado” ya que su intención era la de causar una matanza, entre 200 y 300 víctimas, con coches y mochilas bomba. En los atentados perdió a una de sus células en Europa con la que probablemente pretendían causar más atentados.

La deflagración accidental en un chalet de Alcanar del explosivo que preparaban para las bombas (Triperóxido de Triacetona, TATP) frustró en gran parte sus planes criminales. Barcelona se ha convertido en un “asunto pendiente” en la siniestra “agenda” de los terroristas

De hecho, el pasado mes de diciembre, Al Muntasir lanzó un video titulado: “Precio caro, pagado en Barcelona”, en el que se incluían imágenes de archivo procedentes del atentado de Barcelona del 17-A. Una voz en off hablaba en castellano:

“Cruzados: vosotros alimentáis el radicalismo, pero no dais cuenta de ello. Sois como aquel que quiere apagar un fuego lanzando llamas contra ese fuego, pues estáis poniendo a todos los musulmanes en un mismo bando y alimentando el odio. Muchas de vuestras detenciones fueron en contra de musulmanes inocentes y que no formaban ninguna amenaza. Vuestra represión contra nuestras hermanas ha tenido un precio caro. Las células están preparadas. Los objetivos designados. Estar preparados, os atacaremos cuando menos os lo esperéis. Por si no los sabíais los leones de Barcelona se vengaron por vuestra campaña de detenciones, y aún nos vengaremos más. Os anunciamos, oh cruzados, nuevas operaciones, entendéis vuestro error muy pronto”.

Desde entonces, España y, en concreto Barcelona, han aparecido en carteles de las franquicias del Daesh, amenazadas que no pueden ser obviadas ya que, por su repetición, ponen de manifiesto las intenciones de los yihadistas.

Fuente: La Razón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *