Nomdedéu no dio de alta a trabajadores de temporada en empresas de Benicàssim

El caso de la Clínica Santa Teresa de Castellón, en la que el actual secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, dejó un agujero de 15.000 euros, no fue un hecho aislado en su historia como gestor. En aquel tiempo, ocultó los contratos de, al menos, 20 empleados de diferentes empresas de Benicàssim para cubrir la temporada de verano.

Los hechos ocurrieron en el año 1991 cuando regentaba la gestoría «Gestió Global» en Castellón, en la que personalmente se ocupó de las tareas que tenían que ver con las cuestiones laborales de diferentes clientes de otro despacho donde se llevaban las gestiones fiscales.

En los meses de junio y julio, Nomdedéu elaboró los contratos laborales de los empleados de más de 15 pequeños comercios de servicios relacionados con el turismo. Pero nunca los dio de alta ni en el INEM ni en la Seguridad Social. Todos los documentos se quedaron en un cajón mientras empresarios, trabajadores y la asesoría que le había confiado la gestión laboral de sus clientes continuaban trabajando sin conocer la ilegalidad en la que se encontraban.

El 6 de agosto de 1991, la inspección de trabajo de Castellón acudió a Benicàssim a hacer una comprobación rutinaria en algunas de las empresas presuntamente víctimas de Nomdedéu. La técnico oficial comprobó, ante la sorpresa de todos los implicados, que los empleados no estaban dados de alta. En aquella ocasión, como ya había pasado en otras, no dio ningún tipo de explicación y no quiso hacerse cargo de la situación, según explicaron algunos afectados.

Las sanciones y multas impuestas a las empresas por la «inoperancia» del actual secretario autonómico de Empleo, elegido por la dirección del Bloc encabezada por Águeda Micó, y nombrado por la cuota de Compromís, ascendieron entonces a más de un millón y medio de las antiguas pesetas, es decir, unos 10.000 euros.

Las multas fueron asumidas por el director de la gestoría que había confiado en Nomdedéu para las cuestiones laborales de sus clientes. Era un momento en el que estaba afianzando la cartera de clientes y no quería perder su confianza. Enric Nomdedéu no se hizo cargo de nada y desapareció.

La estrategia del actual responsable de Empleo del Consell en aquella época era cobrarle a las empresas las liquidaciones de la Seguridad Social y del IRPF, junto a su minuta. Antes de que todas las gestiones pudieran hacerse telemáticamente, esta era la marea habitual de trabajar, según han confirmado diferentes gestores consultados. Una vez ingresadas las cantidades en las cuentas de las gestorías, estas se ocupaban de los pagos. Eso era lo usual, pero Nomdedéu no lo hizo así. El dinero de las empresas no llegaba a las arcas de la Administración.

El pasado viernes la vicepresidenta, Mónica Oltra, apoyó públicamente la gestión del vicealcalde de Castellón, acusando a los responsables de la Clínica Santa Teresa de ser los causantes del agujero de 15.000 euros. Esa fue, al parecer, la explicación que dio Nomdedéu para justificar su acción. Hoy hay nuevos datos y más testimonios.

Clínica Santa Teresa

Las primeras noticias sobre las actividades gestoras de Enric Nomdedéu partieron de su paso por la Clínica Santa Teresa de Castellón, donde los médicos responsables de su puesta en marcha se vieron sorprendidos con un agujero de 15.000 euros después de entregarle la responsabilidad laboral de sus empleados a la gestoría Gestió Global, de la que era titular.

El nombramiento de Nomdedéu por la cuota de Compromís para que formara parte del Gobierno valenciano fue cuestionada por una parte importante de la ejecutiva del Bloc Nacionalista Valencià. Un porcentaje de sus miembros evitaron acudir a la votación tras criticar la propuesta realizada por la sección más cercana a Iniciativa que apoya incondicionalmente su liderazgo en la coalición.

Tras las diferentes irregularidades cometidas por el actual secretario autonómico de Empleo, decidió abandonar Castellón para afincarse en París, de donde regresó tres años más tarde.

Source: Comunitat Valenciana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *